20/11/2013

IBI AÑO 2014: LOS AYUNTAMIENTOS HACEN CAJA.

El pasado día 15 de noviembre, terminó el plazo para que los Ayuntamientos solicitaran a la Dirección General del Catastro acogerse a la aplicación de la actualización de los coeficientes de los valores catastrales de los bienes inmuebles urbanos para su término municipal, coeficientes establecidos al efecto en la Ley de Presupuestos Generales del Estado del año que viene, bien para el año 2014, o para el año 2014 y sucesivos, y hasta que la actualización de los valores catastrales del municipio se sitúen en un entorno homogéneo del 50% con respecto al valor del mercado, previa apreciación por el Ministro de Hacienda y Administraciones Públicas de la concurrencia de los requisitos legalmente establecidos.

El pasado día 15 de noviembre, terminó el plazo para que los Ayuntamientos solicitaran a la Dirección General del Catastro acogerse a la aplicación de la actualización de los coeficientes de los valores catastrales de los bienes inmuebles urbanos para su término municipal, coeficientes establecidos al efecto en la Ley de Presupuestos Generales del Estado del año que viene, bien para el año 2014, o para el año 2014 y sucesivos, y hasta que la actualización de los valores catastrales del municipio se sitúen en un entorno homogéneo del 50% con respecto al valor del mercado, previa apreciación por el Ministro de Hacienda y Administraciones Públicas de la concurrencia de los requisitos legalmente establecidos.

A esta medida se le une por un lado la aprobación de los nuevos tipos impositivos de gravamen del IBI, si procediera, para el año 2014, la prórroga del incremento de los tipos de gravamen o bien las medidas y condiciones especiales para municipios con dificultades de financiación, y todo ello, sin que el vecino y/o propietario de los bienes inmuebles tenga conocimiento de dichas actuaciones y que las mismas hayan sido llevadas en total secretismo y oscurantismo, tanto por el Gobierno, la Dirección General del Catastro, y los propios Ayuntamientos, y que sin duda producirán un empobrecimiento injusto para vecinos y/o propietarios.

El Gobierno ha instrumentalizado una legislación, que tuvo principios en la Ley 16/2012, de 27 de diciembre, en la que se modificó el artículo 32.2. del Texto Refundido de la Ley del Catastro Inmobiliario. Sigue con la Ley 16/2013, de 29 de octubre, por la que se establecen determinadas medidas en materia de fiscalidad medioambiental y se adoptan otras medidas tributarias y financieras, donde se fijó el mantenimiento para los ejercicios 2014 y 2015, de los tipos de gravamen incrementados, y ha culminado con la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado, artículo 71, en el que se autoriza los coeficientes de los valores catastrales tal como se establece en el artículo 32.2. del Texto Refundido de la Ley del Catastro Inmobiliario, cerrando el círculo, donde queda atrapado el sujeto pasivo, en este caso el propietario del bien urbano, obligado al pago del IBI.

Por su parte la Dirección General del Catastro, según dice, ha realizado estudios sobre la situación de los valores catastrales en los distintos Municipios atendiendo a las fechas de aprobación de las Ponencias de Valores Totales vigentes y a la variación del mercado inmobiliario, proyectando al 1 de enero de 2014 dichos resultados, y fijando unos coeficientes de actualización al valor catastral para el año 2014 y sucesivos. Dichos estudios de mercado hasta la fecha no han sido publicados, ni se tiene conocimiento de los mismos. La aplicación de dichos coeficientes llevará implícita un incremento en la imposición fiscal, ya no sólo del IBI, sino de los impuestos que están relacionados con los valores catastrales de los bienes inmuebles urbanos, como son entre otros la Plusvalía Municipal, el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, y el Impuesto de Sucesiones y Donaciones. No seremos los únicos que cuando llegue el momento de las notificaciones de dichos valores catastrales, recurramos los mismos, en base a indefensión jurídica.

Y por último, los Ayuntamientos son los que han decidido, solicitar expresamente, y mediante escrito dirigido a la Dirección General del Catastro la aplicación de los coeficientes de la actualización de los valores catastrales para el municipio, hasta que la actualización de los valores catastrales se sitúen en un entorno homogéneo del 50% con respecto al valor del mercado, previa apreciación por el Ministro de Hacienda y Administraciones Públicas de la concurrencia de los requisitos legalmente establecidos, o bien prorrogan el incremento a los tipos de gravamen para el IBI establecidos por la normativa. Esperemos y confiemos en que la Federación Española de Municipios y Provincias, en su página web nos informe de aquellos municipios que han tomado una u otra medida.

Mención aparte, tienen también aquellos municipios, en el que el Real Decreto Ley 8/2013, le permite tomar una serie de medidas respecto a los tipos impositivos del IBI para el año 2014, si cumplen las condiciones para los municipios con especial dificultades de financiación que se hayan acogido a las medidas en relación con las deudas con acreedores públicos.

Desde este portal, haremos un especial seguimiento a las medidas que la Dirección General del Catastro, y cada Ayuntamiento lleven a cabo en relación a las actuaciones que en este artículo estamos comentando y referidas a los tipos impositivos del IBI para el año 2014, y años sucesivos, y en especial, pondremos nombre y apellidos a aquellos Ayuntamientos, que hayan solicitado expresamente la actualización de los valores catastrales de los bienes inmuebles urbanos para su Municipio, por entender que será la más gravosa, para conocimiento y proceder de sus vecinos y residentes.

No olvidamos que estas medidas que se han tomado por parte del Gobierno, Dirección General del Catastro, y Ayuntamientos con el objeto de aliviar las arcas de los Municipios, viene dada por la política de derroche de etapas pasadas, pero próximas, en las que el máximo exponente fue el anterior Presidente de la Federación de Municipios, cuyo nombre no mencionamos por no hacerle publicidad, y que hizo célebre la frase "Hágase lo que se deba y débase lo que se haga", por supuesto apropiándose de dicha frase, como no podía ser de otra manera, ya que la autoría de la misma es del Alcalde de Barcelona d. Francisco Rius i Taulet, en el año 1887.

A continuación acompañamos la documentación siguiente:

.- Modelo de instancia para que cualquier persona pueda solicitar al Ayuntamiento las actuaciones que llevará o ha llevado a cabo en relación al IBI del año 2014 y años sucesivos en su Municipio.

.- Cuadro resumen en los que se recoge, por un lado las notas generales de cada medida y por otro lo que resultaría aplicable a cada municipio en función del año de entrada en vigor de su Ponencia de Valores. (Fuente: FEMP)

.- Condiciones especiales para los para los municipios con especiales dificultades de financiación.(Fuente: FEMP)

.- Artículo 71 de la Ley de Presupuestos Generales del Estado para el año 2014, aprobada y pendiente de publicar.

.- Localizador de Ponencias Catastrales para conocer el año de efecto y/o entrada en vigor de la misma en su municipio.

 

Para consulta sobre esta noticia/información: contacta@unproblemadetodos.com

 

Fuente: www.unproblemadetodos.com
    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecer contenidos adaptados a sus intereses. Si sigue navegando sin cambiar la configuración, consideramos que acepta su uso. Ver nuestra política de cookies